Zapatero aprobará en 2009 la Ley del Aborto y la de Libertad Religiosa

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha anunciado hoy, ante su grupo parlamentario en el Congreso, que uno de los objetivos prioritarios que se ha marcado para su nueva etapa política que ha decicido reabrir con su gabinete remodelado estriba en sacar adelante un acuerdo «definitov» en la reforma del modelo de financiación autonómica, para lo que se ha fijado un plazo de «pocas semanas».

En este sentido, Zapatero ha explicdado que se dan las mejores «condiciones para ello» y ha añadido que hay que culminarlo en la «lógica reforma de la Ley Orgánica de Financiación de CCAA». Junto con este objetivo, ha entrelazado la reforma de la financiación local a medio plazo.

Además, el presidente ha citado una serie de leyes que va a aprobar el Gobierno y va a remitir al Parlamento, entre las que destacó la Ley Audiovisual, la Ley de Igualdad de Trato y no Discriminación, la nueva Ley del Aborto, que regula la interrupción voluntaria del embarazo (IVE), la nueva ley de Libertad Religiosa y la reforma de la Ley de Ciencia «como una pieza fundamental en el tránsito hacia una economía más innovadora, competitiva y para consolidar todos los esfuerzos que venimos haciendo en I+D+i».

A esto se añade que el Gobierno, según ha afirmado, va a promover un «gran acuerdo social por la educación», ha apostado por seguir estimulando a «los creadores y la cultura» y se ha referido también a la «prioridad» de la Justicia, la que -en sus palabras- «exige una modernización más urgente» con necesidades como «un nuevo Código Penal, la nueva Ley de Enjuiciamiento Criminal, la nueva Ley de Planta y Demarcación Judicial con la modernización de la Justicia» y culminar cuanto antes las transferencias de Justicia a las autonomías que aún no ejercen esta competencia. A todo eso ha agregado el desarrollo de un «ambicioso» nuevo plan de vivienda.

Zapatero ha aprovechado para arremeter contra las críticas de los populares ante su gabinete remodelado exclamando: «Supongo que no os habrá sorprendido que algunos que se incorporan al gobierno sean desactados militantes del PSOE». «Lo raro sería que estuvieran militantes del PP», ha ironizado desatando las risas de los presentes.

También ha rechazado las acusaciones recibidas por la decisión de retirar las tropas españolas de Kosovo. «Le oí decir a Rajoy que esto iba a tener unas consecuencias incalculables para España en relación con EE.UU., con la Administración norteamericana», ha recordado, para sacar pecho por las buenas relaciones que atraviesan con el Gobierno del demócrata Barack Obama.

Fuente: abc.es

Source: Abril 2009