[Nota de Prensa] La CIDH se pronuncia sobre medidas que afectaron el acceso a derechos sexuales y reproductivos de las mujeres en América Latina

,
  • La magnitud de la emergencia sanitaria provocó restricciones y cierres de los servicios de salud reproductiva durante meses.

En un comunicado, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) expresó su preocupación ante iniciativas de decretos, políticas públicas y leyes que generan obstáculos al ejercicio de los derechos sexuales y reproductivos en la región. Estas situaciones también fueron registradas en los resultados del monitoreo La Salud Reproductiva es Vital (LSRV), realizado por el Consorcio Latinoamericano contra el aborto inseguro (CLACAI) sobre las restricciones que enfrentaron las mujeres para acceder a los servicios de salud reproductiva.

El monitoreo se basa en indicadores cuantitativos y cualitativos, a partir de otros ya existentes, de forma que se permita obtener un panorama de la situación de la región. Para acceder a la información, las organizaciones de cada país (Argentina, Brasil, Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador, Perú, Uruguay, El Salvador) realizaron solicitudes de acceso a la información a entidades estatales sobre la provisión de servicios de salud reproductiva, entrevistas al personal sanitario y, entre otras metodologías, a usuarias de estos procedimientos.

Asimismo, la CIDH expresó su preocupación debido al incremento de la violencia sexual contra las mujeres, niñas y adolescentes durante la pandemia, lo cual, sumado a la falta de acceso a métodos anticonceptivos y a educación sexual integral, podría resultar en un incremento de embarazos no deseados, en especial de niñas y adolescentes. Estas situaciones también se evidenciaron en el monitoreo LSRV que hizo seguimiento a las prestaciones esenciales de salud reproductiva: atención perinatal, interrupción del embarazo, y provisión de métodos anticonceptivos.

Además, la CIDH destaca que, como consecuencia de la pandemia del COVID-19 y las medidas de contención, el acceso a los establecimientos, bienes y servicios de salud sexual y reproductiva se ha visto restringido. Al respecto, Susana Chávez, secretaria ejecutiva del CLACAI señaló que “la deuda pendiente de salud reproductiva no necesariamente ha empezado con la COVID-19, pero sí podemos decir que se ha agudizado en este periodo”.

En este sentido, la Comisión también señala que el incremento de la violencia sexual en el hemisferio en el contexto de la pandemia del COVID-19, requieren de una oferta de atención de salud integral hacia las mujeres sobrevivientes, incluida la atención psicológica, la anticoncepción de emergencia y la interrupción voluntaria del embarazo, cuando sea aplicable.

“Estamos en un momento clave para trabajar en que los Estados cumplan con sus obligaciones en materia de salud reproductiva. Tenemos la oportunidad histórica de colaborar, abrir el diálogo sobre la base de la evidencia para empezar a discutir en serio la salud reproductiva, no sólo como un tema sanitario, sino como derechos que deben ser garantizados como esenciales, aún en contextos de crisis”, enfatizó Susana Chávez.

Perú, agosto de 2021

Clacai
Consorcio Latinoamericano
contra el Aborto Inseguro