MEXICO

MEXICO

Organización: Marie Stopes México A.C., proyecto Parteras “Voz toh oolal”
Proyecto: Fortalecimiento y evaluación de impacto de una red de Parteras bilingües en una lengua indígena, capacitadas en la Interrupción del Embarazo con medicamentos y AMEU en 6 de los estados más pobres de México.

Informe de actividades

1. Contexto

En México, según la más reciente medición de pobreza (CONEVAL, 2014), existen estados donde la proporción de la población que vive en pobreza y pobreza extrema se encuentran entre los más altos del pais. Es el caso de Chiapas con el 76% de su pobación viviendo en pobreza y pobreza extrema, Tabasco 49%, Veracruz 58%, Guerrero 65%, Oaxaca 67 % y Yucatán con el 45%. En estos mismos estados, las tazas de mortalidad materna también alcanzan cifras muy precoupantes. Durante 2012, Guerrero tuvo una taza de 90.1 muertes por 100 mil nacidos vivos; en Chiapas fue de 51.8, Tabasco 41.4, Veracruz 56.3, Oaxaca 61.3 y Yucatán con 35.6. En estos contextos, las parteras/proveedores de salud comunitarios han sido desde hace mucho tiempo el referente de primera mano (y a veces el único) para las mujeres que necesitan acceso a servicios de cuidado prenatal y/o de interrupción del embarazo.

Los métodos que emplean son variados y han sido aprendidos por la experiencia en un gran número de casos. Sin embargo, estos métodos empíricos pueden poner en riesgo la salud y la vida de las mujeres. Por ello, capacitarles en el uso del estándar de oro (mifepristona + misoprostol), constituye no sólo una vía más para la profesionalización de las parteras/proveedores, sino que también contribuirá a impactar los indicadores de rezago social y de salud clave de dichas comunidades (muerte materna entre ellos), y sobre todo a hacer efectivo el derecho de las mujeres a decidir cuándo y cuántos hijos e hijas tener.

Marie Stopes México cuenta con una red de más de 160 parteras y proveedores de servicios de salud sexual y reproductiva en los estados mencionados. Esta red provee asesoría/servicios de interrupción del embarazo bajo las causales legales que cada estado permite. De esta manera, mujeres de comunidades rurales y bajos recursos tienen acceso a servicios de interrupción del
embarazo seguro y métodos de planificación familiar.

Apoyándose en esta red ya consolidada, Marie Stopes México buscó ampliarla, con un interés específico en parteras/proveedores bilingües en una lengua indígena. De esta manera se buscó cubrir las necesidades de servicios insatisfechas en poblaciones monolingües y de difícil acceso en los estados mencionados.

2. Etapas y avances del proyecto

1. Diseño de materiales previos al inicio del reclutamiento de parteras
1.1 Se realizo la adaptación a México de los materiales para capacitación de Marie Stopes internacional con el fin de respaldarse en protocolos establecidos durante el proceso de capacitación; conforme a Normas Oficiales tanto Nacionales como Internaciones en; el uso correcto del estándar de oro para interrupción de embarazo mediante medicamentos Mifepristona-misoprostol hasta 10 SDG, mediante la técnica no tocar el procedimiento AMEU, acompañado de la técnica Vocal- Local, siguiendo los estándares de calidad para la Prevención de Infecciones establecidos por MSI y que puede realizarse en contextos rurales, con la intención de que la población beneficiada pueda continuarlos.

1.2 El diseño de la guía visual para protocolo mifepristona-misoprostol, se detallo con gráficos con la finalidad de facilitar su uso, sé trabajaron las guías en español (Anexo 1) en Tsotsil (Anexo 2) y en Tsetsal (Anexo 3), se explora aún la posibilida de traducirlo al Zapoteco. Por otra parte se continua trabajando en el arte y diseño de las 3 guías visuales, se enviaran a imprimir en Destroyer designer México, la cotización se puede ver en el anexo 4.

1.3 El guión (anexo 5) para la creación de las audio/guías consta de tres momentos representados a través de un socio drama dónde el primer momento se presenta con un conflicto de embarazo no deseado/no planeado y orientación a la mujer, segundo momento uso de mife/miso con indicaciones, contraindicaciones, efectos secundarios y transitorios propios del medicamento, proceso de interrupción desde signos y síntomas normales, indicaciones para el manejo del dolor, datos de alarma e inicio de método anticonceptivo si así lo desea la mujer; en el tercer momento se realiza detalladamente el uso una vez tomada la decisión en torno a la interrupción y uso de MPF. Se solicitaron dos cotizaciones con dos colectivos; COMPPA y Palabra Radio, se eligió Palabra radio (Anexo 8) porque tienen una amplia experiencia trabajando en México en espacios rurales y por otra parte, dicha organización también realizar difusión de contenidos en en radios comunitarias, por lo cual,
existe la posibilidad de que las audioguias tambien se difundan en estos espacios una vez que estas sean concluídas.

2. Diseño de materiales para la creación del baseline y evaluación
2.1 Para una primera intervención se realizo un formato, (Anexo 9) para las parteras a fortalecer mediante el proceso de capacitación, a través de un equipo de 4 promotoras y 1 promotor de Salud se visitó en sus espacios y se realizó la recopilación de los primeros datos que permitieron ingresar a la base de datos nuestros primeros resultados en el mes de mayo y junio. Continuando con esta dinámica se realizó la recopilación de datos para el segundo formato el cual pretende caracterizar a la población beneficiada (Anexo 10), en esta muestra se incluyen parteras y proveedores de servicio de los estados de Chiapas, Oaxaca, Veracruz, Tabasco, Yucatán , Guerrero y Morelos. Algunos ejemplos de los llenados en papel de estos formatos se puede observar en el Anexo 11.

3. Logística e impartición de capacitaciones con parteras/proveedores
Uno de los contactos más importantes y significativos tuvo lugar en el mes de abril con el Foro Regional de Parteras días 24 y 25, realizado en Tulúm, Quintana Roo; dónde se invito a parteras locales y de diversos estados a asistir al proceso de capacitación para el fortalecimiento de habilidades en el protocolo Mife- miso y AMEU, de este evento surgieron 30 parteras bilingües (habla maya) interesadas en poder participar en el mes de julio. La segunda convocatoria se realizo mediante un cartel (Anexo 12) invitando a las interesadas de los estados mencionados. Se trabajaron las primeras cartas descriptivas para realizar un taller de 24 horas divididas en 3 días trabajando 8 horas por día. Los mecanismos y la logística para realizar dichos talleres están siendo realizados justo en este momento.

 

Source: Octubre 2015

PUERTO RICO

PUERTO RICO

Organización: Caribbean Initiative on Abortion and Contraception
Proyecto: Acercando el Caribe a América Latina en la lucha por el aborto seguro

Artículo resumen del proyecto

Yamila Azize Vargas
Gail Pheterson

El proyecto Caribbean Initiative on Abortion and Contraception desarrolló sus trabajos a partir del año 2000 por espacio de 10 años. Luego, la falta de financiamiento nos obligó a modificar los trabajos de la red y las visitas a la región. Gracias al proyecto Iniciativas de CLACAI pudimos regresar luego de 6 años con el propósito de actualizar nuestro conocimiento sobre la situación del aborto en esta región. A continuación un resumen de las actividades realizadas, los hallazgos y recomendaciones.

Luego de un periodo de planificación de nuestra visita que incluyó la reconexión con las colaboradoras del Caribbean Initiative, llegamos a San Martín el 2 de septiembre del 2015 para realizar múltiples entrevistas y conocer la situación de los servicios de aborto en esta región del Caribe Oriental. Sostuvimos reuniones con alrededor de 25 personas que incluyeron mujeres líderes en posiciones gubernamentales, funcionarios públicos y proveedores de servicios de salud de 4 islas, San Martín, lado holandés, San Martín, lado francés, Anguilla y San Eustaquio.

Hallazgos generales:
Nuestra presentación ante todas y todos los entrevistados fue explicar que la visita era posible gracias al apoyo y al interés de CLACAI en conocer sobre la realidad del aborto, así como explorar la posibilidad de establecer contacto más estrecho con la región del Caribe, para integrarla a los trabajos regionales de CLACAI.

En general, en todas las entrevistas se nos dio información y detalles de la situación actual sobre el aborto y contracepción en la región. Quienes conocían nuestro trabajo anterior, enfatizaron que una de las contribuciones del Caribbean Initiative era que facilitaba la posibilidad de hablar sobre aborto, particularmente en aquellos contextos como Sint Maarten donde es técnicamente ilegal y en Anguilla, que aunque con leyes permisibles, prevalece ampliamente la idea de que es ilegal.

En Sint Maarten, lado holandés, la noticia más importante fue saber de que se encaminan a liberalizar las leyes de aborto. De hecho, es una coyuntura importante, en la que el gobierno está buscando asesoramiento en cuanto a legislación específica de cómo hacer esta legalización. Las discusiones giran en torno a si descriminalizar, o dejar en el Código Penal, o reglamentar. Pero ciertamente percibimos una clara voluntad hacia la liberalización, que contempla la posibilidad que sea incluido en la prestación de servicios pagos por el estado.

En el lado holandés de Sint Maarten ha existido desde hace muchos años existe una práctica de tolerancia hacia los servicios de aborto, que era incluso hasta supervisada por un oficial de salud que venía de Curazao. Esto es, algunos médicos hacen abortos de primer trimestre, y dicha práctica no ha sido perseguida criminalmente, aunque ha habido algunos casos excepcionales, que sí han llegado hasta los tribunales.

Entrevistamos uno de estos proveedores quien además ha estado involucrado con funcionarios del gobierno en las conversaciones sobre el proyecto de legalizar/descriminalizar el aborto, y ha sido él mismo quien ha llamado la atención sobre la importancia de liberalizar las leyes sobre el aborto. Este médico recibe pacientes de la isla San Martín, así como de Anguilla. Recibe también pacientes con complicaciones, luego de intentar la auto-inducción del aborto con misoprostol. Se mostró muy interesado en aprender técnicas como el MVA/AMEU, así como en recibir entrenamiento en segundo trimestre y en los trabajos de CLACAI.

Por otro lado, entrevistamos los dos médicos del hospital obstetras ginecólogos que trabajan en el hospital quienes se mostraron interesados en el tema, partidarios de la legalización y respetuosos del derecho a decidir de las mujeres. Uno de estos médicos, se interesó particularmente por CLACAI, ya que es peruano y habla español, ha sido entrenado en MVA y otras técnicas de aborto inducido. en el hospital se hacen sólo por indicaciones médicas. La entrevista con la enfermera, quien había participado en la reunión regional de enfermeras organizadas por le Caribbean Initiative en el 2009, y ha sido líder en organizaciones de su gremio, mostró interés por movilizar algunos grupos en este sector de cara a los cambios que se anuncian en la isla. Ella intentó promover el establecimiento de un programa de Planificación Familiar, pero no consiguió el apoyo necesario. Finalmente, en cuanto al “lado holandés” de la isla se refiere, tuvimos la ocasión de intercambiar informalmente con un oficial técnico de UNFPA, quien estaba impartiendo una sesión de discusión sobre la revisión de las políticas de salud sexual reproductiva en Sint Maarten. Según nos informó este técnico, el tema del aborto es excluido de estas discusiones porque “UNFPA no promueve el aborto.” Sólo si hay una petición expresa del gobierno el tema podría ser incluido, pero ciertamente, persiste en estos organismos internacionales una gran invisibilidad del tema del aborto.

En el lado francés de Sint Martín, el aborto es absolutamente legal hasta 14 semanas y es incluido como parte de los servicios de salud de aquellas personas que residen en la parte francesa de la isla. La sage-famme nos resumió el protocolo para obtener los servicios, que también se ofrecen a no- residentes pero a un costo bastante elevado: 300 Euros por un aborto con medicamentos o 600 Euros por un aborto quirúrgico. También entrevistamos al médico quien se mostró muy interesado en nuestros trabajos e incluso disponible a participar en las discusiones de liberalización del lado holandés, y también de asistir a alguna de las reuniones de CLACAI ya que habla español, idioma que aprendió mientras vivió en Nicaragua al comienzo de la Revolución sandinista, donde trabajó como médico. También se mostró complacido en descubrir la legalidad del aborto en Puerto Rico y la posibilidad de referir pacientes que necesitaran servicios de terminación de segundo trimestre.

En la visita a Anguilla tuvimos la posibilidad de reunirnos con una gama muy diversa de personas. La directora de la oficina de Gender Affairs, reveló su total desconocimiento sobre la situación del aborto en Anguilla. Desconocía la ley que reglamenta el aborto en Anguilla, y prácticamente lo único que sabía era que las mujeres que necesitaban abortos iban a Saint Martin o Sint Maarten .El tema del aborto no es un tema que toca su oficina, aunque sí han auspiciado conferencias sobre sexualidad para grupos de jóvenes. En Anguilla, el aborto es permitido siempre y cuando sea autorizado por dos médicos por razones de salud física así como de salud mental. O si el médico estima que la mujer necesita cuidado inmediato debido a salud mental puede tomar la decisión él mismo. Pero, según nos confirmó el Ministro de Desarrollo Económico. El reconoció que hay mucha gente que no conoce esto y van a San Martín y Antigua a buscar los servicios, porque no conocen ley y también por razones de privacidad. Pudimos corroborar nuevamente el desconocimiento sobre la ley al entrevistar a la obstetra ginecóloga del Hospital de Anguilla, quien está recién llegada a su posición. Además de su desconocimiento sobre la ley, tiene una posición muy rígida sobre el tema. En ese hospital solo se hacen terminaciones por indicación médica. Sin embargo, el otro obstetra ginecólogo, del sector privado a quien ya conocíamos, y quien preside la oficina de Planificación Familiar de Anguilla, se mostró abierto sobre el tema. El refiere a sus pacientes a un médico autorizado del lado francés de Saint Martín, y conoce los protocolos de terminación de embarazos. También se mostró interesado en tener la posibilidad de referir casos de segundo trimestre a Puerto Rico, donde es legal y hay una proveedora con experiencia en terminaciones de segundo trimestre. Las funcionarias del Ministerio de Salud, confirmaron la legislación prevaleciente que permite el aborto en Anguilla con autorización médica, aunque también reconocieron que hay un desconocimiento generalizado sobre este derecho y la mayoría de las mujeres viajan a San Martín. Mostraron interés en promover algún tipo de sensibilización sobre el tema desde la Oficina de Planificación Familiar afiliada al Caribbean Family Planning Association, filial de la IPPF. En Anguilla existe un grupo de población de origen dominicano quien acude a un obstetra ginecólogo que habla español y quien también provee servicios de terminación de embarazo.

En Saint Eustatius, la otra isla incluida en nuestra visita, conversamos con la directora del Women’s Desk, quien nos informó que recientemente se legalizó el aborto debido a cambios políticos de la isla que ahora es una municipalidad de Holanda, y por lo tanto, rigen las mismas leyes que en el país europeo donde el aborto es legal y permitido hasta las 22 semanas, sin embargo, en la isla no se hacen abortos. Las mujeres son referidas a Saint Martín o a Bonaire. Se nos informó que Holanda tiene un acuerdo con el lado francés de San Martín para cubrir por los servicios de aborto que son referidos desde estas islas.

Por último, la reunión con el grupo de colaboradoras nos permitió indagar con más profundidad algunos de los hallazgos de este visita, así como explorar posibles áreas de seguimiento y colaboración. Todas nuestras colegas coincidieron en reconocer que el diálogo sobre el aborto se facilita cuando viene de alguien de afuera. En este sentido, la colaboración con organizaciones como la nuestra, el Caribbean Initiative o CLACAI, serían muy beneficiosas particularmente en un momento en que Sint Maarten del lado holandés contempla la liberalización de sus leyes, y en otras tres islas, St. Eustaquio , Saba y Bonaire en las que se acaba de legalizar– aunque el acceso y la provisión de servicios no están desarrollados de la misma manera y el estigma prevalece dada su reciente legalización. Sin lugar a dudas, parece ser un momento histórico muy particular en esta región del Caribe Oriental con una clara tendencia hacia la liberalización en lo que toca a la legislación sobre aborto. Dado el contexto particular de ser regiones geográficas pequeñas, donde la intimidad y estigma se ven más vulnerados, la colaboración internacional en lo tocante al tema del aborto es bienvenida y ciertamente podría contribuir a facilitar el diálogo entre los tres sectores fundamentales en esto: las mujeres, las y los profesionales de salud y el sector gubernamental.

Source: Septiembre 2015

PERÚ

PERÚ

Organización: Centro Ideas – Piura
Proyecto “Implementando Plan de Mejora para el acceso oportuno al aborto terapéutico en el Hospital de Sullana de la Región Piura”

Artículo resumen del proyecto

Sabemos que uno de los graves problemas de salud que presentan los países en vías de desarrollo, entre ellos Perú, es la mortalidad materna, siendo una de las principales causas el aborto inseguro. En América Latina, se estima que por cada 3 nacimientos, hay un aborto . En el Perú se estima que cada año se produce alrededor de 350,000 abortos (aproximadamente 1 aborto por cada 2 nacimientos).

Ante esta realidad, desde el año 2009, el Centro IDEAS Programa Piura asumió la incidencia política y pública para colocar en agenda regional los Derechos Sexuales y Reproductivos, como parte de las prioridades regionales, en tal sentido se logró priorizar la muerta materna y el embarazo en adolescentes como brechas a disminuir en el Pacto de Gobernabilidad 2015 – 2018 y en el Plan de Gobierno de la actual gestión.

Ello generó procesos de articulación y desarrollo de capacidades técnicas de Los funcionarios y fortalecimiento en la sociedad civil para concretizar la garantía de un servicio público especialmente requerido para mujeres con menos oportunidades, tal es el caso del acceso seguro al aborto terapéutico, una intervención médica quirúrgica que se hace con el propósito de preservar la vida o salud de la madre.
Como se sabe, la Guía Técnica Nacional del Aborto Terapéutico, se aprobó el pasado 28 de junio del 2014, la cual protege la salud materna en concordancia con el artículo 119° del Código Penal. Con la aprobación de esta guía se ha logrado cerrar algunos pendientes que el país tenía hace más de 90 años.

Por tal razón, se ha desarrollado la iniciativa “Implementando Plan de Mejora para el acceso oportuno al aborto terapéutico en el Hospital de Sullana de la Región Piura” que ha contribuido a fortalecer y facilitar el acceso seguro al aborto terapéutico como un servicio público especialmente para mujeres con menos oportunidades; fortaleciendo capacidades en las y los proveedores de salud involucrados en la ruta de atención además de fortalecer capacidades en la sociedad civil que permita vigilar el cumplimiento oportuno de la Guía Técnica Nacional en la Región.

Con esta iniciativa, la Asociación de Mujeres Las Chaquiras de Sullana, organización con gran liderazgo en su provincia, se ha convertido en un referente en la defensa derechos sexuales y reproductivos, involucrándose en la vigilancia ciudadana que permitió identificar barreras técnicas, administrativas, sociales y culturales que dificultan la implementación de la Guía Técnica Nacional para el Aborto Terapéutico en Hospital de Apoyo II de Sullana. Este proceso se desarrolló durante los meses de mayo y junio del presente año con la aplicación de 100 encuestas a usuarias y 35 a proveedores de salud involucrados en las diferentes especialidades según la Guía Técnica Nacional. Los resultados de esta vigilancia, muestran la situación actual de la inaplicabilidad de la Guía Técnica Nacional en este nosocomio. Se visibilizó que a nivel de las usuarias existe un desconocimiento por falta de información en el hospital sobre la Guía y sobre su legalidad, siendo lamentable, puesto que esta guía ayuda a salvar la vida de miles de mujeres y evitar daños a su salud por llevar embarazos de riesgo. A nivel de los y las proveedores de salud, los que mayor conocimiento tenían de la Guía eran sólo los y las especialistas de la área de gineco obstetricia, mientras que el resto de profesionales médicos la desconocían, quienes consideran que no es parte de su especialidad; un hecho realmente preocupante porque en su momento de aplicar este procedimiento formarían parte de la junta médica, según la afección que compromete a la vida de la mujer gestante. Pero no sólo es el desconocimiento del personal especializado, sino también fue evidente que no se cuenta con ambiente físicos para la implementación adecuada y oportuna del procedimiento.

Esta iniciativa ha permitido que el hospital de Sullana asuma el reto de implementar esta Guía Técnica Nacional, sin tener condicionantes de dogmas y credos (Estado Laico) garantizando el derecho a la salud y a la condición humana, donde lo primero que se ha priorizado fue la capacitación de su personal de salud sobre la ruta de atención integral del aborto terapéutico, involucrando además a profesionales de salud de los establecimientos del nivel I de la provincia de Sullana, quienes son los encargados de hacer las referencias de estos casos a los hospitales de mayor complejidad de la región. Además sus tres profesionales de salud, que han conocido la experiencia del Instituto Nacional Materno Perinatal de Lima, vienen aportando en la mejora de la implementación de este servicio en el hospital. Además una estrategia del hospital será la difusión del flujo grama porque constituye una herramienta comunicacional importante para que más usuarias conozcan y se informen de este servicio
Todo este proceso ha permitido que la Gerencia Regional de Desarrollo Social de Piura y la Sub Región de Salud Luciano Castillo Colonna de Sullana, asuman la rectoría para promover una adecuada implementación de la Guía Técnica Nacional de aborto terapéutico en la Región Piura.

Finalmente, agradecemos a CLACAI, a las integrantes de la organización de mujeres Chaquiras de Sullana, y a las y los especialistas de la salud del Hospital de Sullana que han permitido la implementación exitosa de esta iniciativa y desde el Centro IDEAS nos comprometemos a seguir poniendo en agenda los derechos sexuales y reproductivos como derechos humanos, contribuir a su defensa y exigir su real cumplimiento.

Piura, 07 setiembre 2015

Source: Septiembre 2015

ECUADOR

ECUADOR

Organización: Surkuna
Proyecto de fortalecimiento de los servicios de asesoría sobre reducción de riesgos y daños del aborto inseguro

Artículo resumen del proyecto

Los servicios de asesoría sobre reducción de riesgos y daños del aborto inseguro tienen como objetivo facilitar a las mujeres información de los métodos seguros basados en evidencia científica para disminuir los riesgos de la realización de un aborto en contextos de clandestinidad e ilegalidad.

Estas iniciativas se basan en el reconocimiento de la existencia de barreras políticas, jurídicas, económicas, sociales y culturales que no permiten a las mujeres acceder a servicios de aborto seguros en el Sistema Nacional de Salud y en el conocimiento de que un aborto con misoprostol aún cuando se realiza sin la supervisión de un profesional de la salud capacitado es seguro, siempre y cuando la mujer cuente con la información correcta sobre el uso de este medicamento, posibles riesgos, efectos secundarios, complicaciones y cómo actuar frente a las mismas.

En Ecuador los servicios de asesoría sobre reducción de riesgos y daños de aborto inseguro son iniciativas generadas desde organizaciones de mujeres y feministas, que reconocen la capacidad y autonomía de las mujeres en la toma de sus decisiones reproductivas y creen en la sororidad como principio político en base al cual socializan información útil, para garantizar el derecho de las mujeres a tomar decisiones de forma autónoma con la menor cantidad de riesgos posibles.

Según un artículo en la revista Internacional Journal of Gynecology and Obstetrics, escrito por Joanna Erdman, la autoadministración del misoprostol por parte de las mujeres ha contribuido a disminuir los riesgos del aborto inseguro, sin embargo ellas requieren de información correcta y exacta para que la autoinducción de un aborto sea un proceso seguro.

Este tipo de iniciativas funcionan en Ecuador desde el año 2008. En la actualidad existen tres servicios de reducción de riesgos y daños del Aborto Inseguro en Ecuador:  la línea de información sobre aborto seguro “Salud Mujeres” que brinda asesoría telefónica sobre como interrumpir un embarazo con el uso de misoprostol, el blog de información sobre aborto seguro jovenesdespenalizacionaborto.org/ que brinda información mediante medios electrónicos de cómo realizarse un aborto con medicamentos y el cuartito de información “Warmikunapa Willachik Wasi” sobre aborto seguro, en el cual se brinda información cara a cara a las mujeres que acuden al mismo.

El proyecto fortalecimiento de los servicios de asesoría sobre reducción de riesgos y daños del aborto inseguro”, tenía tres objetivos principales:

  1. Fortalecer los servicios existentes mediante la generación y actualización de un protocolo médico, una norma de atención y un protocolo legal
  2. Ampliar el acceso a información segura de aborto con medicamentos mediante el fortalecimiento de los servicios de asesoría
  3. Fortalecer las capacidades de los servicios de asesoría para lograr que los mismos informen sobre las formas de evitar la criminalización a mujeres que acuden a buscar atención medica posteriormente a un aborto provocado.

En este sentido, el proyecto planteó la necesidad de un trabajo conjunto entre los tres servicios, que permita la recuperación de las diversas experiencias y conocimientos, la sistematización  y análisis de los mismos a la luz de la evidencia científica disponible en la actualidad y el nuevo contexto político social del país.

Este trabajo nos permitió actualizar el protocolo de aborto con medicamentos y estandarizarlo en los tres servicios, contando con la asesoría de un médico experto en la temática que apoyó en la redacción y revisión del mismo. El protocolo final fue validado en una reunión con expertos y expertas, lo cual nos permite asegurar que este cumple con los estándares de calidad requeridos para este tipo de documento. Además este trabajo nos permitió consolidar lazos con profesionales de salud con experticia en ginecología y obstetricia, quienes se constituyen en la actualidad como asesores de los servicios de reducción de riesgos y daños del aborto inseguro para casos difíciles.

El segundo producto desarrollado es una Norma de Atención para los Servicios de Reducción de Riesgos y Daños del Aborto Inseguro. Para el desarrollo de esta norma se realizó un grupo focal con las activistas de los diversos servicios lo que permitió evaluar el estado de situación de cada uno, visibilizar las principales falencias, necesidades y fortalezas.  Esta Norma es fundamental para la gestión de los servicios ya que por primera vez se cuenta con una herramienta que permite tener rutas de acción claras frente a los diversos escenarios que enfrentan los servicios: casos de aborto legal, violencia de género, embarazos avanzados y  contraindicaciones en el uso de misoprostol. Por otro lado, la norma permite  estandarizar criterios para el manejo de cada servicio según sus especificidades: lenguaje, principios y  manejo de datos. Por último la norma permitió actualizar la base de datos de referencias con la que contaban los servicios: violencia de género, aborto legal y  atención psicológica.

Esta norma se convierte entonces en el principal insumo con el que cuentan los servicios de reducción de daños y riesgos en Ecuador adaptada a la realidad de cada uno.  La norma ha sido construida y validada conjuntamente por integrantes de los tres servicios, con el objetivo de garantizar su utilidad y el manejo coherente de los mismos desde su especificidad.

El tercer producto construido fue un protocolo legal de los servicios, el mismo que incluye una revisión de la normativa en que los mismos fundamentan, su existencia, argumentos legales de defensa para los mismos, información legal de cómo actuar ante un escenario de criminalización a activistas que conforman los servicios, escenarios y rutas de acción legal. Este documento ha sido revisado por un grupo jurídico asesor, que se conformó a partir de este proyecto y que permitirá mantener una mayor seguridad en cuento al funcionamiento de los mismos.

Una de las preocupaciones inminentes en los últimos años de los servicios ha sido el nuevo contexto de criminalización a mujeres por aborto. Este protocolo legal cuenta con información concisa para que las mujeres que son usuarias de los servicios minimicen los riesgos de criminalización en caso de  requerir atención médica durante o después de un aborto con medicamentos.

Este proyecto ha contribuido de manera significativa a la discusión y planteamiento de nuevas estrategias de acción que se adapten al contexto actual de criminalización y no acceso real al misoprostol en Ecuador. 

Source: Septiembre 2015