Bergoglio: contra el aborto y la diversidad sexual

Bergoglio: contra el aborto y la diversidad sexual

El papa Francisco (Jorge Mario Bergoglio) es cuestionado por su rol durante la dictadura militar en Argentina y por su ambición de poder. Desde la cúpula eclesiástica supo tejer lazos con lo más rancio de la derecha política y se ocupó personalmente de actuar como valla de contención para la ampliación de derechos. Ahora es el primer sumo pontífice jesuita y latinoamericano. 

Una semblanza más profunda lo revela sinuoso. Conservador, aunque presto a una gestualidad carismática y piadosa forjada en contacto con los sectores más desfavorecidos en las villas conurbadas y la ciudad de Buenos Aires. Ya en 2005 pudo haber ocupado el cargo que hoy detenta (fue uno de los contrincantes más bravos del ahora Papa Emérito, Joseph Ratzinger).

* Su perfil
Diversidad sexual. Cuando comenzó a tratarse el proyecto de ley de matrimonio entre personas del mismo sexo (aprobado en 2010), impulsado por el gobierno nacional, la Iglesia católica se deshizo en “lobbies” (grupos de presión en el Congreso).

La jerarquía eclesiástica buscó incidir para frenar la iniciativa visitando despachos del Congreso nacional y sacando a la calle a los alumnos de los colegios católicos, por ejemplo.

En este contexto, Bergoglio -entonces arzobispo de Buenos Aires- llegó a decir que se trataba de “una pretensión destructiva al plan de Dios”.

Y en aras de denostar la iniciativa, fue por más: “Aquí también está la enviada del Demonio, por la que entró el pecado en el mundo, que arteramente pretende destruir la imagen de Dios: hombre y mujer que reciben el mandato de crecer, multiplicarse y dominar la tierra”.

* Aborto
Bergoglio no concibe la interrupción voluntaria del embarazo ni ante el horror de una violación (conducta no punible, según el Código Penal argentino); en esto coincide con el gobierno nacional.

Expresó que era “lamentable” reglamentar los abortos no punibles en la ciudad de Buenos Aires y en un documento de su inspiración la Conferencia Episcopal Argentina (el organismo encargado de administrar las relaciones del clero con la Casa Rosada y el Vaticano) sentenció: “El aborto nunca es una solución”.

Sin dar lugar al debate, el cura prefiere hacer caso omiso de que en Argentina los abortos inseguros son la principal causa de muerte materna.

* La última dictadura militar (1976-1983)
Bergoglio se desempeñaba como principal de la Compañía de Jesús cuando secuestraron, en mayo de 1976, en una villa del Bajo Flores, a dos sacerdotes jesuitas.

Estas dos víctimas (Orlando Yorio y Francisco Jalics) sobrevivieron de las tinieblas del centro clandestino ESMA, y dijeron que Bergoglio los había desprotegido. Durante el juicio a los comandantes de esta cruzada militar, en 1985, Orlando Yorio expresó: “Bergoglio no nos avisó del peligro en ciernes”.

*Periodista argentina y
cofundadora de la revista
digital OtrosCírculos.com.ar.

 

Fuente: oem.com.mx

Source: Marzo 2013