Bolivia: Una de cada dos mujeres pasó por un embarazo no deseado

Bolivia: Una de cada dos mujeres pasó por un embarazo no deseado

Una investigación realizada en cinco ciudades de Bolivia devela que una de cada dos mujeres afirma haber enfrentado al menos un embarazo no deseado en su vida, en tanto que al menos una de cada 10 reveló haberse realizado un aborto inducido.

El estudio, plasmado en el libro Embarazos no deseados y abortos inseguros en cinco ciudades de Bolivia establece que éstos no son casos excepcionales, sino que reflejan la cotidianidad de miles de mujeres en el país. “El embarazo no deseado es el punto neurálgico. A través de las entrevistas en profundidad intentamos conocer lo que viven las mujeres en ese proceso; desde que descubren ese embarazo, sienten que no lo desean, normalmente enfrentan miedos y contradicciones, y finalmente toman una decisión”, se lee en el documento.

En términos generales, 61% de las encuestadas reconoció que no usa métodos anticonceptivos modernos, 48% (o sea una de cada dos) tuvo al menos un embarazo no deseado en su vida y 13% se realizó al menos un aborto inducido. Respecto a qué hacer frente a un embarazo no deseado, 86% (1.196 mujeres) dijo que conocía procedimientos quirúrgicos de aborto y 787 que sabía de medicamentos que podían provocarlo.

“Las situaciones familiares y sociales están signadas por el temor a los padres, al marido, concubino, enamorado o pareja casual. Se percibe soledad y poca solidaridad de su pareja”, se lee.

Otro de los hallazgos es que “en muchos casos, ni siquiera son ellas las que deciden abortar. Su entorno y sus condiciones de vida se encargan de hacerlo. Si ‘deciden’ continuar con el embarazo, se exponen a posibles dificultades y frustraciones. Si ‘deciden’ interrumpirlo, dependiendo de los recursos materiales y espirituales que tengan, la ‘decisión’ las expone a procesos que pueden afectar su salud o su proyecto de vida”.

Dos de los cuatro profesionales que realizaron la investigación, Sandra Aliaga Bruch y Ximena Machicao Barbery, explicaron a La Razón sus alcances. “Se encuestó a 1.386 mujeres, 50 entrevistas se realizaron en profundidad, 10 por ciudad (Cochabamba, El Alto, La Paz, Santa Cruz, Sucre). La mayoría de las entrevistas se realizó en salas postaborto, es decir, a mujeres que recién salían del quirófano, y otras fueron contactadas en hospitales o de otra manera, pero todas tuvieron la experiencia”, manifesta Aliaga.

Explica que el trabajo se realizó en octubre, noviembre y diciembre del 2010 y que 1.386 mujeres entre 15 y 49 años de edad respondieron a 101 preguntas. De todas, el 12,8% (152) se animó a relatar su experiencia del aborto, pero no se sabe si las que negaron haber tenido un aborto prefirieron callar por miedo, vergüenza, dudas u otras causas.

Del total de mujeres encuestadas, 211 no habían iniciado su vida sexual, por lo que la investigación se basa en la información brindada por las 1.175 entrevistadas que reportaron haber tenido relaciones sexuales alguna vez.

Aliaga indica que según datos del Ministerio de Salud, la tercera causa de la muerte materna en Bolivia es por aborto inseguro y la Organización Mundial de la Salud (OMS) sostiene que el 9,1% de la mortalidad materna en el país es producto del aborto inseguro. Se estima que cada día se practican 100 abortos inseguros en el país.

Testimonios

Incomprensión
‘Mi papá me pidió abortar’
“Mi mamá me llevó a hacerme una prueba de embarazo y salió positiva. Me dijo ‘lo vas a abortar si o si’. Yo le dije ¿por qué?, ‘porque sino que va a decir la gente, mis parientes, mis colegas’, me respondió. Me puse a llorar, le avisé a mi novio y él me pidió no abortar, que me iba a apoyar. Escapé de casa, pero regresé y mi papá me dijo ‘debes abortar’, entonces aborté”.

Maltrato
‘La violó el jefe de su papá’
“Conozco un caso de violación en el que el padre creyó más en el atacante que en su propia hija que quedó embarazada. La violó el jefe de su papá y éste estaba más a favor del sujeto que de su propia hija. ‘Vos lo has provocado a él’, le dijo. Ella tuvo al bebé y desde entonces se siente sucia. Piensa que nadie la va a querer y a su hijita no la trata bien, sólo la mira”.

Abandono
‘Me sentí triste y humillada’
“Se recurre a un aborto porque si estas estudiando, tus padres no te ayudan y quien te lo hizo (la pareja) te deja o niega que el bebé sea suyo. Esto produce mucha humillación y tristeza. Son dos penas, descubrir que era mentira, sentirse traicionada, que no te quería; y encima quedarse con un embarazo por el que tus padres te van a culpar siempre”.

Embarazo no deseado y aborto inducido

EMBARAZO NO DESEADO/ABORTO Número %

Mujeres que experimentan por 566 48,2%
lo menos un embarazo no deseado

Mujeres que experimentan más 511 43,5%
de un embarazo no deseado

RESULTADO DEL ÚLTIMO EMBARAZO NO DESEADO

Continuó con el embarazo 340 60,1%
Intentó interrumpirlo, pero no lo logró 33 5,8%
Tuvo un aborto inducido 144 25,4%
Tuvo aborto espontáneo 37 6,5%

Otro 11 1,9%
NÚMERO TOTAL DE MUJERES 1.175 100,0%

Mujeres con aborto inducido 152 12.9%
Mujeres que usaban un método anticonceptivo en
el período en el que se embarazaron 49 32,2%
Las que usaban un método moderno 30 61,2%
Las que usaban un método tradicional 19 38,8%

Fuente: Libro: ‘Embarazos no deseados y abortos inseguros’

Periodista(s): Wilma Pérez – La Paz
e-mail: wperez
La Razon

Fuente: http://www.fmbolivia.net

Source: Septiembre 2011